CPI PRODYSOL

Juntas metaloplásticas

Juntas metaloplásticas

Las juntas metaloplásticas  están formadas por una alma de material blando (FM, PTFE,grafito, etc) recubierto parcial o totalmente por una lámina metálica dúctil. La calidad de los materiales para una junta metaloplástica debe escogerse en función de la presión de trabajo y el fluido con el que estará en contacto. Gracias a su estructura comprensible y ligera son más indicadas que las totalmente metálicas en presiones y temperaturas altas.

Las juntas metaloplásticas pueden fabricarse con uno o varios nervios dispuestos en diferentes configuraciones. Pueden fabricarse basándose en normas como la ASME 16.20 o según especificaciones concretas del cliente. Los materiales más comúnmente utilizados para la fabricación de las juntas metaloplásticas son como material metálico: cobre,aluminio, AISI 304, 316L, 321, hierro dulce y como material de relleno: fibra mineral,grafito, PTFE, etc.

Las juntas metaloplásticas se fabrican en las más diversas formas circulares, ovales, rectangulares, cuadradas, romboides… Estas juntas no tienen límite de dimensiones no obstante en función de la limitación del ancho comercial de los materiales, en ocasiones requieren el uso de soldadura la cual se realiza siguiendo procedimientos de soldadura homologados.El espesor estándar es de 3,2 mm. aunque dependiendo del uso, este puede ser mayor o menor.

Retención de fluido y vapor

Retención de fluido y vapor

Retención de vapor, fluidos químicamente agresivos

Espacios limitados, válvulas

Brida macho-hembra

Material metálico
Material de relleno
Acero de carbono
Fibra cerámica
AISI 502 (4-6% Cr.Mo.)
Grafito
AISI 304 – 304 L – 304H
Teflón
AISI 316 – 316L
Fibra comprimida sin amianto
AISI 316 Ti
 
AISI 317L
 
AISI 321
 
AISI 409 – 409L
 
AISI 410
 
AISI 430
 
AISI 410
 
AISI 430
 
Cobre
 
Latón
 
Aluminio
 
ALLOY 400 – MONEL
 
ALLOY 600 – INCONEL
 
Titanio
 
ALLOY 200 – NIKEL
 
es_ES